ACTUALIDAD DOMINICANA

Leer más
Business Meeting
 
 

'Dos duros sobre ruedas', cumple 30 años y sigue tan fresca como el primer día



El austrailano Simon Wincer, realizador de alguna de nuestras películas más desprejuciadas favoritas, llevó al máximo las películas de colegas con una estilizada distopía protagonizada por dos estrellas en la cima de su carrera. Don Johnson y Mickey Rourke nunca estuvieron mejores que en 'Dos duros sobre ruedas', las increíbles aventuras de Harley Davidson y Malboro Man en un western futurista. Una joya donde en un ambiente salido de un cómic de pulpa vemos al hombre a un vaquero a un motociclista en un mundo al que ellos no pertenecen.



Los 90 estuvieron obsesionados con las motos. 'Frío como el hielo' (no confundir con 'Frío como el acero'), 'No le digas que soy yo' o 'Frío como el acero' (no confundir con 'Frío como el hielo') incidieron en el poderío y la masculinidad de unas salvajes motocicletas que contaron con pilotos del calibre de Brian Bosworth, Steve Guttenberg o Vanilla Ice.


Sintiéndolo mucho por el bueno de Bosworth, ninguno de ellos demostró el exquisito gusto y savoir-faire quemanejaron aquí las estrellas de 'Miami Vice - Corrupción en Miami' y 'Manhattan Sur'.


'Dos duros sobre ruedas' es una película única. Pertenece a ese extraño rincón de los 90 donde la creatividad se dejaba ver en los grandes estudios, que autorizaban proyectos imposibles y valientes en búsqueda de un reconocimiento que no llegaría nunca. Ahí están 'El gran halcón', 'The Phantom' (también de Wincer) o estos dos antihéroes sobre ruedas. Con 23 millones de dólares de presupuesto y el respaldo de Metro-Goldwyn-Mayer detrás, la película no convenció ni a la crítica ni al público, convirtiéndose en un fracaso monumental y cayendo en el olvido. Por lo visto siempre hemos andado cortos, si hubieramos sabido lo que venia despues.


El Harley Davidson de Rourke no es más que un cínico desencantado incapaz de transmitir la más mínima emoción, una roca cansada de que tropiecen sobre ella. Y aporta un halo de humanidad muy agradecido, es un hombre que no se puede parar pero no sabe a donde ir.


En numerosas entrevistas, Mickey Rourke afirmó que hizo la película por razones puramente financieras, algo que lo hizo sentir "como un vendido" y alimentó su descenso al autodesprecio a mediados de la década de 1990. Efectivamente, nunca se ha caracterizado por su sentido del humor, luego vino su epoca como boxeador y las cirugias plasticas.


Don Johnson sí parece ser bastante más consciente del carácter cómico de su personaje, un viejo vaquero anacrónico con botas remendadas en eterna cinta adhesiva. Mismo desencanto, distinta filosofía. Escupiendo divertidas líneas de diálogo, con un lacónico "mi viejo siempre decía antes de dejar este podrido mundo...", Johnson, el hombre Malboro, roba la función, lejos ya del famoso David Crockett de Miami Vice hace un papel de acorde a su edad.


Con música del maestro Basil Poledouris y fotografiada por David Eggby ('Mad Max', 'Pitch Black'), 'Dos duros sobre ruedas' es un pasatiempo de calidad, donde todos los implicados están disfrutando del juego, como ese ejército de villanos blindados a las órdenes de un Tom Sizemore que habla japonés, las Tia Carrere y Vanessa Williams más floreros que nunca y el estupendo cameo de Robert Ginty, siempre dispuesto a exterminar a todo aquel que se ponga por delante. Si ya no se escriben cómics como este, imagina que paso con las películas.


Si un dia la estan dando en un canal de cable, ponte a verla...es demasiafo entretenida y nostalgica para perderla, en un tiempo donde el vaquero y el motociclista se negaban a desaparecer ante la llegada del siglo XXI.


Angel Lockward Cruz



9 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo
 

CONTACTO

Santo Domingo Dominican Republic

829-539-0234

  • facebook
  • instagram
  • twitter
Business Meeting